“Las redes las llevo en mi tiempo libre”

Todo el mundo es experto en marketing y comunicación. 

Afortunadamente vivimos en la era de la Información, en una sociedad hiperconectada en la que el conocimiento está al alcance de quien lo desee. Por eso todos somos capaces de sacarle a las redes sociales el máximo partido con la mínima inversión de tiempo y dinero; cualquiera es un experto, ¿quién no lo es en estos días? 

Las aplicaciones y programas informáticos se han vuelto tan intuitivos que ya es raro encontrar a alguien que no maneje a la perfección Photophop o InDesign. Algo similar ocurre con las avanzadas cámaras de nuestros teléfonos inteligentes, que nos han convertido en profesionales de la fotografía, como atestiguan los álbumes de fotos con los que deleitamos a amigos y familiares siempre que podemos. Al fin y al cabo, todos llevamos un creativo dentro. 

La banalización del marketing y la comunicación es, posiblemente, una de las claves que explican la actual situación del sector y sus trabajadores

Todos tenemos una opinión sobre ese slogan que acaba de adoptar la empresa, o estamos convencidos de que hubiéramos hecho mejor el último spot de televisión o esa irritante cuña de radio. Cualquiera puede hacer todas estas cosas en su tiempo libre.  ¿No?

La banalización del marketing y la comunicación es, posiblemente, una de las claves que explican la actual situación del sector y sus trabajadores: intrusismo, precariedad y escaso reconocimiento social son tres de los problemas crónicos que cualquier profesional da por asumidos, como connaturales en su día a día. 

Paradójicamente, quienes nos dedicamos a esto hemos estado tan preocupados por ofrecer un buen servicio a quien lo solicitara que hemos olvidado contar y realzar nuestra labor dentro de la sociedad; hemos dejado para otro momento explicar nuestro papel clave en el desarrollo del tejido empresarial. En casa del herrero, cuchillo de palo, que diría el viejo refranero. 

Esta realidad no es nueva. Sí lo son las ganas y la ilusión de transformarla por parte de quienes formamos este colectivo. En los últimos años los profesionales del sector se han venido organizando en España para formar todo tipo de asociaciones, una corriente que ha llegado a Andalucía y finalmente a nuestra provincia, con el nacimiento del Club de Marketing de Granada. 

Desde el Club – al que quedas formalmente invitado– queremos dignificar todas las profesiones relacionadas con el marketing y la comunicación, empezando por los nuevos perfiles profesionales de reciente creación como los expertos en SEO, SEM o Inbound Marketing, hasta los ‘tradicionales’ diseñadores gráficos o ejecutivos de cuentas. 

Nos preocupa especialmente ser capaces de explicar qué aportamos a la sociedad y sus empresas, en qué consisten nuestra labor cotidiana, así como proteger y amparar a todos los trabajadores del sector para que el marketing y la comunicación sean justamente valorados y no queden como algo que se puede gestionar “en el tiempo libre”. 

Nuestra declaración de intenciones te la cuenta más detalladamente nuestro presidente, Carlos Álvarez Navas-Parejo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba

Usamos cookies para ofrecerle una mejor experiencia. Antes de navegar por nuestro sitio debe leer y aceptar nuestra política de privacidad.